Los Pozos

Overview

Ya en el siglo  I d.C. El escritor y militar romano Plinio “El Viejo” dejaba constancia de una montaña junto al mar Cantábrico que era toda de hierro como la que se localizaba entre los barrios altos de Barrionuevo y La Arboleda.  Esta montaña desapareció al extraerse el mineral a cielo abierto, sobre todo entre 1876 y 1930, aunque la actividad minera en esta zona continuó hasta los años 80 del pasado siglo.

Fue a finales del siglo XIX, cuando se empezaron a utilizar explosivos para los trabajos de extracción a cielo abierto del hierro. Con las explosiones, en algunas zonas se alcanzaba el nivel freático y cuando esto ocurría había que achicar el agua con bombas para poder seguir trabajando. Al abandonarse la explotación minera, el agua subterránea afloró a la superficie y se formaron pozos como los de La Arboleda: Hostión, Blondis y Parkotxa.

El pozo Hostión es el más grande ocupando terrenos de las minas Mame, Carmen y Orconera. Se encuentra más cercano a La Arboleda. Su nombre procede de un capataz euskaldun que no hablaba bien castellano y que siempre decía “yo dar hostión”, para amenazar a los mineros que no trabajaban bien.

El pozo Blondis se encuentra en la mina Orconera 5a. Recibe su nombre de la “grúa blondín” que se instaló en los años 30 del siglo XX para subir el mineral desde el fondo de la mina y que fue sustituida por el plano inclinado, cuyos restos se conservan junto al pozo.

En el pozo Parkotxa, situado debajo de Barrionuevo, estaban las minas Parcocha y Unión. En los años 70 del siglo XX fue utilizado para verter los lodos del lavadero de mineral de Sarrera - Larreineta, de ahí su color marrón.

Información

  • title meta
BOOK NOW

Otras Visitas

Museo de la Minería del País VascoVisitas

Los PozosVisitas

Arquitectura Civil y ReligiosaVisitas

Meatzalde GoikoaVisitas

La Arboleda y sus pozosVisitas

Funicular de La ReinetaVisitas